Logran recuperar ADN neandertal del suelo de una cueva en España


Por Alev Pinbell

Una investigación reciente en el sitio paleontológico de Atapuerca, en España, logró develar nueva información sobre el ADN neandertal ahí localizado.

Se trata de un hallazgo inesperado, dadas las condiciones que presenta la cueva: no entra ni un resquicio de sol por lo que las temperaturas son considerablemente bajas. Además, es uno de los lugares menos explorados en el interior de las formaciones rocosas, conocido como la Galería de las Estatuas. En ese recóndito punto se pudo encontrar las claves del ADN neandertal.

De acuerdo con distintos estudios, la Galería de las Estatuas estuvo conectada con el exterior. Esta es la razón por la que se cree que pudo haber albergado a grupos grandes de neandertales, que buscaban refugio de las hostilidades climáticas de su época.

Sin embargo, debido a los cambios en el ambiente, el espacio quedó aislado por completo. Por esta razón, además, es posible que los Homo sapiens nunca hubieran podido ingresar, según un nuevo estudio del Museo de la Evolución Humana (MEH) lineado por Juan Luis Arsuaga, director científico de la institución.

El yacimiento quedó sellado hasta que el equipo de Arsuaga realizó excavaciones. Del sitio se habían recuperado restos animales que habían sido presas de los neandertales, así como sus herramientas de caza. Recientemente, el hallazgo de evidencia de rastros de ADN neandertal abre un nuevo camino de investigación para conocer más de estos humanos extintos.

 

También sucedió: Hallan las huellas de niños neandertales que jugaban en la arena hace 100 mil años

 

ADN con millones de años de edad

Gracias a las bajas temperatura en el interior de la Galería de las Estatuas se pudo conservar casi intacto este registro genético. Para preservar el legado, los investigadores se han rehusado a comunicarla con el exterior: si las condiciones climáticas entraran al espacio, arruinarían el acervo milenario todavía sin conocer que esconden las galerías inexploradas.

Se estima que las muestras recuperadas datan de entre 110 y 130 mil años atrás. Las fechas coinciden con la última glaciación, durante un periodo cálido en la historia climática del planeta. Un análisis más profundo de esta evidencia permitiría ampliar el conocimiento morfológico de estos humanos prehistóricos, en relación a los cambios que sufrieron con la modificación de sus ecosistemas naturales.

 

Imágenes: Galería de las Estatuas / Trabajos arqueopaleontológicos / © Javier Trueba (Madrid Scientific Films)


-




 
 
 

Relacionados y de interés

 
...

...

...

...

 


x
Utilizamos Cookies propias y de terceros para mostrar publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si lo deseas acepta su uso y disfruta de WTT. Puedes consultar nuestras Políticas de Privacidad. Saber mas sobre Cookies??? ¡Acepto! Salir del sitio