Por qué el 6 es un número perfecto pero el 7 definitivamente no


Por Alev Pinbell

Artículo por BBC News

 

No todos pueden serlo pero el 6 es un número perfecto.

Lo sabemos desde hace 2 mil 300 años, que es considerablemente más tiempo que la gran mayoría de los otros 50 miembros conocidos del exclusivo club.

¿Por qué es perfecto?

Porque 6 = 1 + 2 + 3

Los números perfectos son aquellos iguales a la suma de sus divisores: 6 se puede dividir por 1, 2 y 3, y cuando sumas esos números, el resultado es 6.

La historia de los números perfectos forma parte de una de las más antiguas y fascinantes ramas de las matemáticas: la teoría de los números.

El primero en referirse a ellos fue nada menos que Euclides, en su influyente obra "Los elementos", publicada en el año 300 a. C.

Había descubierto cuatro números perfectos, y en su libro revelaba una forma segura de hallar otros. Segura, aunque difícil y laboriosa.

Euclides no sólo dejó cuatro de esos selectos números -6, 28, 496 y 8128- sino que inspiró a las siguientes generaciones de matemáticos a continuar la búsqueda.

La larga búsqueda. Pasarían más de 1750 años antes de que se identificara otro número perfecto.

Antes de eso, otro el matemático griego, el neopitagórico Nicómaco de Gerasa (c.60-c.120 d.C) les confirió un carácter más místico.

Divinos

En su "Introducción a la aritmética", Nicómaco hizo una clasificación de los números que incluía los perfectos, y ponía en su lugar a los demás.

Los perfectos ya los había definido Euclides, pero si la suma de los divisores daba más, eran abundantes; si daba menos, deficientes.

Pero no se limitó a darles nombres: los números quizás habían sido creados iguales pero para Nicómaco algunos eran más iguales que los otros.

Cuando hay demasiado, dijo, "se produce exceso, superfluidad, exageraciones y abusos; en el caso de muy poco, se producen deseos, impagos, privaciones e insuficiencias".

El contraste con estar en igualdad era abismal.

"Se produce virtud, justa medida, decoro, belleza y cosas por el estilo, de las cuales la más ejemplar es ese tipo de número que se llama perfecto".

Su clasificación dejó huella. Los números perfectos se volvieron, al menos por un tiempo, divinos.

Miles de cálculos más tarde...

En 1456, alguien registró en un manuscrito medieval otro número perfecto: 33550336.

Y en 1588, el matemático italiano Pietro Antonio Cataldi encontró otros dos: 8589869056 y 137438691328.

¡Te imaginas la cantidad de trabajo que les debe haber costado lograrlo sin computador!

Es impresionante... y el 8º número perfecto que sería descubierto dos siglos más tarde, aún más.

Fue identificado nada menos que por el grandioso Leonhard Euler en 1772, tenía 19 dígitos y, según el matemático inglés del siglo XIX Peter Barlow, era "probablemente el más grande que jamás se vaya a descubrir".

Estaba equivocado.

Dos décadas después de su muerte, se encontró el 9º y, gracias a los avances en la tecnología y en la teoría de los números. Los plazos entre uno y otro descubrimiento se fueron acortando al punto que en este milenio se han ido encontrando casi uno al año.

Ahora conocemos un total de 51 números perfectos. El más reciente tiene 49.724.095 dígitos.


El elusivo impar

Si los vieras todos, notarías que sin excepción son pares.

Eso dio a luz a uno de los más antiguos misterios de las matemáticas: la conjetura de los números perfectos impares.

Una conjetura es una regla que nunca ha sido probada, en este caso sería algo así como "todos los números perfectos son pares".

Eso es algo que no podremos afirmar hasta que se resuelva la gran pregunta que se han hecho matemáticos desde René Descartes en el siglo XVII hasta el noruego Øystein Ore en el siglo XX es: ¿existen números perfectos impares?

 

Varias mentes brillantes han avanzado en la búsqueda de la respuesta.

No obstante, lo único que sabemos hasta ahora es que si los hay deben ser mayores que 10³⁰⁰, pues la conjetura ha sido verificada computacionalmente hasta esa cantidad sin encontrar ninguno.

Pero, a fin de cuentas...

¿Para qué sirven?

Dada la talla y la cantidad de luminarias del mundo matemático que le ha dedicado tiempo y materia gris a los números perfectos quizás es natural preguntarse cuál es su importancia.

Y nada más grato que encontrarse con una magnífica respuesta, como la que dio David E. Joyce, profesor de Matemáticas e Informática de la Universidad de Clark, en el portal Quora.

"Los criterios tradicionales de importancia en la teoría de números son estéticos e históricos. Lo que la gente considera importante es lo que le interesa. Eso difiere de persona a persona", dice.

En pocas palabras, son importantes porque son interesantes... ¡qué mejor razón! Y si has leído hasta aquí, probablemente estás de acuerdo.

Además, una de las cosas más fascinantes de las matemáticas es que a menudo nos revela maravillas que sólo con el tiempo llegamos a comprender.

Imágenes ilustrativas / Pixabay 

-




 
 
 

Relacionados y de interés

 
LG ya no fabricará teléfonos móviles

LG Electronics dejará de fabricar teléfonos móviles. ¿La razón? Pérdidas de hasta 3 750 millones de euros en los últimos cinco años.

La empresa surco...

Cómo saber si tengo un virus en mi teléfono móvil y qué debo hacer

Lo primero que debes saber es que, debido a las características de de cada sistema operativo, un teléfono Android es más propenso a infectarse que un iPhon...

Cómo responder automáticamente en WhatsApp (para Android)

Con este truco podrás responder automáticamente a tus contactos, por lo que si estás en una reunión, trabajando o al volante, tus contactos no tendrán que ...

Cómo acelerar la reproducción de los mensajes de voz en Telegram

Al igual que WhatsApp, Telegram también permite aumentar la velocidad de reproducción de los mensajes de voz. Estos son los pasos que debes seguir:

1...

 


x
Utilizamos Cookies propias y de terceros para mostrar publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si lo deseas acepta su uso y disfruta de WTT. Puedes consultar nuestras Políticas de Privacidad. Saber mas sobre Cookies??? ¡Acepto! Salir del sitio